La retinopatía de la prematuridad en muchos sitios lo verás como ROP, por sus siglas en inglés, es una enfermedad ocular de la retina que padecen algunos bebés prematuros nacidos antes de alcanzar la madurez de la gestación, tiene una etiología multifactorial, siendo la inmadurez el principal factor de riesgo asociado.

Qué bebés tienen riesgo?
El mayor compromiso lo presentan los bebés más pequeños y con más problemas de salud.

  • Bebés que nacen antes de 32 semanas de gestación mayor riesgo.
  • Bebés que nacen antes de las 36 semanas de gestación (también deben ser evaluados)
  • Bebés que pesan menos de 1500 gramos o 1.5 kg al nacer.
  • Bebés que pesen de 1.5 a 2.5 kg (también deben ser evaluados)

Además de la prematuridad y bajo peso:

  • Reanimación – Paro respiratorio breve (apnea)
  • Cardiopatía – Frecuencia cardíaca lenta (bradicardia)
  • Infecciones – Sepsis
  • Acidez baja en la sangre (pH)
  • Bajo nivel de oxígeno en la sangre – Hipoxia
  • Dificultad para respirar
  • Transfusiones

Después del nacimiento de un bebé prematuro, es necesario verificar que no tenga alteraciones oculares. El oftalmólogo puede examinar los ojos del bebé durante su estadía en el hospital. Sin embargo, es posible que la ROP no se manifieste hasta varias semanas después del nacimiento. Los bebés prematuros en riesgo de desarrollar Retinopatía del Prematuro deberán ser evaluados por un oftalmólogo entre 4 y 6 semanas después de nacer. Siempre será necesario hacer una evaluación precoz dado que no presenta síntomas o signos visibles, hacer un diagnóstico tempranamente y certero garantizará un bueno pronóstico visual para los bebés con factores de riesgo asociados.

A medida que los bebés con ROP crecen, deben ser revisados regularmente por un oftalmólogo infantil para descartar problemas de la visión.

En la institución realizamos TAMIZAJE NEONATAL DEL RECIEN NACIDO y contamos con especialistas de Oftalmología Infantil capacitados para ayudarles con el descarte y resolución de ciertas afecciones propias de los más pequeños de la población infantil para garantizar la salud visual de nuestros niños.

Dra. Any Carina León Contreras